Como no dejarse afectar por las opiniones de los demás

alexandra-gorn-471463-unsplash

 

Muchas veces lo que piensan los demás y lo que hacen nos influye hasta el punto de paralizarnos.

¿Cuántas personas tienen grandes ideas o sueños y renuncian a ellas por miedo de equivocarse, ser juzgados o incluso por miedo a perder el aprecio de otras personas?

Dar más importancia a la opinión de los demás  que al propio juicio, sentimiento o  intuición nos hace dependientes y favorece la pérdida de nuestro poder intrínseco.

¿Dónde pongo mi atención?

Uno puede preguntarse: ¿Cuáles son los mecanismos que limitan mi poder de decisión? ¿Por qué no puedo pararlos o cambiarlos?

¿Dónde pongo la atención? ¿Mi atención va dirigida hacia mi propia mejora o focaliza en el que dirán?

Ahí donde ponemos la atención, ponemos la energía. Y es importante que la energía este orientada hacia el desarrollo de la fortaleza interior y el poder de decisión y responsabilidad.

Influir en pensamientos, emociones y acciones, cuando aparecen mecanismos de auto sabotaje y vencerlos es autoliderarse.  

La mente puede ser sumamente creativa cuando se trata de sabotear nuestros proyectos más queridos.

Expresar sus talentos

Todos tenemos talentos que expresar y ello no siempre gusta a todos. Puede ser que quiera dejar mi trabajo para trabajar por mi cuenta y ello incomode a una tercera persona en mi entorno más próximo.

Saber autoliderarse

Auto liderarse es tener la suficiente disciplina, concentración y foco, para no ser derrotado por las dudas y los miedos cuando se avanza hacia un propósito.

Se trata de mantener la suficiente claridad en el camino para avanzar enfocado hacia las metas.

Todo se resume en tres palabras: claridad, coherencia y convicción.  

Saber valorarse como personas merecedoras de lo mejor y hacer caso a la intención profunda, a lo que nos mueve más allá de nuestros discursos mentales es también vital si queremos seguir adelante no estando a merced de lo que los otros puedan pensar.

Ello significa avanzar con ligereza, alegría y confianza.

Una pregunta que nos ayuda a valorar la situación es: ¿Lo que pienso o lo que hago me da fuerzas o me debilita?

También son importantes la coherencia y la honestidad.  Ser leal a lo que uno es y representa, aceptar la imperfección y el error. Reconocer fortalezas y debilidades.

Nunca gustaremos a todo el mundo.

Pero si podemos desarrollar una mejor autoestima avanzando siempre hacia el camino del logro, crecimiento y bienestar.   

Susana Ramón

 

 

 

 

 

Follow feldenkraisbcnsusana on youtube
0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>